Premio Comunicador de la Paz 2016

 

Edilberto Francisco Moura Sena, sacerdote brasileño que desde muy joven trabajó en defensa de los movimientos sociales. Cree en la comunicación como herramienta de empoderamiento para los luchadores sociales. En 1999, siendo párroco en la comunidad Lago grande de Curuguai, en Santarém, ayudó a fundar la Radio FM, la primera radio comunitaria en la región, que se caracterizó por ofrecer la posibilidad de que los movimientos sociales se expresen.

Con 15 años al aire, la radio ayudó a la formación de comunicadores comunitarios que actualmente trabajan en varias emisoras comerciales. En el año 2000 el padre Edilberto fue trasladado a Santarém donde asumió la dirección de la Radio Rural, de la diócesis de Santarém.

Durante 13 años, a pesar de las dificultades, denunció desde la radio los grandes proyectos que, a más de destruir el medio ambiente, afectaban la forma de vida de los pobladores, como el Proyecto Porto de Cargill, que provocó el éxodo de pobladores del campo a la ciudad, luego de vender sus tierras a bajo precio, en donde se establecieron plantaciones de soja. Estas plantaciones a más del monocultivo ocasionaron la de-forestación en la zona.

A consecuencia de sus denuncias, el P. Edilberto fue amenazado de muerte y varias empresas retiraron los auspicios para la radio. En 2003 ayudó a formar la Red de Noticias de la Amazonía, con el objetivo de democratizar la comunicación y apoyar a los líderes sociales.

En la actualidad, a más de apoyar el fortalecimiento de la Red de radios, el padre Edilberto impulsa una lucha contra la construcción de la represa en el río Tapajós.

La postulación al Premio Comunicador de la Paz fue presentada por Joelma Viana do Santos, Gestora de la Red de Noticias de la Amazonía, con el respaldo de Hugo Ramírez, coordinador de ALER, Don Erwin Krautler , Presidente de la REPAM Brasil; Periodistas Helena Gouveia, de la DW de Alemania.

Juan Díaz Bordenave (Paraguay,1926-2012), Docente, comunicador para el desarrollo y el cambio social. Es uno de los padres del pensamiento latinoamericano de la comunicación y promotor incansable de una comunicación para la vida y la paz.

Doctor en Comunicación, máster en Periodismo Agrícola. Fue consultor Internacional en Comunicación y Educación. Publicó varios libros, entre ellos “Participación y sociedad”, “Planificación y comunicación”, “Estrategias de enseñanza-aprendizaje”, “Qué es la comunicación rural”, “Comunicación y sociedad”, “Alem dos meios e mensagens”, “Educación rural en el tercer mundo”, “Communication and rural development” y “Educación a distancia: fundamentos y métodos”, entre otros.

Es uno de los más importantes comunicadores en la historia del Paraguay. Su vida misma se traducía en una práctica de comunicación para la paz. Reconocido por su ética, su entrega, por su invalorable aporte para una comunicación humanizadora. Comunicador para el desarrollo, que definía él mismo como “agentes servidores, transformadores y educadores”.

La candidatura fue presentada por la Asociación de Comunicadores Católicos del Paraguay (ACCP), con el respaldo de Oscar Rubén Cáceres Jiménez, Facultad de Filosofía y Ciencias Humanas, de la Universidad Católica Nuestra Señora de la Asunción.